Èesky Slovensky English English Deutsch Deutsch  
Iniciar Sesión | Carro | Registration
Historia de la Casa de la Moneda de Praga

 

En el remoto pasado, el derecho de acuñación pertenecía a los monarcas siendo la moneda considerada su posesión. La monedería por aquel entonces era una de las llamadas regalías del monarca que implicaba el derecho de control de la calidad y de la circulación de las monedas. La regalía de la acuñación de moneda fue gestionada por parte del Maestro Acuñador Real.

Entre los siglos X y XIII existían varias Casas de la Moneda en el territorio de Bohemia sobresaliendo la Casa de la Moneda de Praga por su importancia.

La tradición de la acuñación de moneda en Praga es más antigua que la de Kremnica (1328) o la de Viena (1194), sin embargo, en la ciudad de Praga la actividad acuñadora no ha sido ininterrumpida. En su historia milenaria alternaban períodos de acuñación de monedas famosas con largas etapas durante las cuales la Casa de la Moneda permanecía cerrada. Asimismo, cambiaban sus propietarios y su ubicación.

La primera etapa de la acuñación de moneda praguense está representada por las monedas acuñadas a partir de la segunda mitad del siglo X hasta el principio del siglo XI. La Casa de la Moneda de Praga mantenía su posición importante, sin duda alguna, hasta el fin del siglo XIII, no obstante, la producción de la misma resulta muy difícilmente identificable ya que a principios del siglo XI dejó de indicarse en los denarios checos su procedencia, es decir, su respectiva Casa de la Moneda.

El inicio de la acuñación de los ochavos praguenses (groschen, en checo) habría sido vinculado con Praga como ya indica su nombre. Los famosos ochavos praguenses del rey Wenceslao II de Bohemia representaron, efectivamente, la cumbre del arte de la acuñación de moneda de la época destacando, sobre todo, por su nivel y calidad de acuñación.
 
La centralización de la acuñación de moneda y la introducción del ochavo praguense en el año 1300 resultaron en el traslado de las actividades acuñadoras a la ciudad de Kutná Hora y el fin de la acuñación de la moneda en Praga.
 
La acuñación en Praga fue recuperada al cabo de unas décadas, concretamente en el año 1325 cuando comenzó a acuñarse la primera moneda de oro, los florínes. Para su acuñación se utilizaba el oro local extraído en Bohemia siendo el proceso mismo realizado a cargo de los expertos de la capital de Toscana, la ciudad de Florencia, invitados por el rey Juan I de Bohemia. La acuñación de esta moneda se sometía directamente a la Real Cámara y volvió a ser trasladada a Praga. El peso de la producción de la Casa de la Moneda de Praga incrementó considerablemente al haberse cerrado las Casas de la Moneda de Kutná Hora y Jáchymov en base al orden del rey Carlos IV de Luxemburgo.
 
La recuperación de la continua acuñación de la moneda de oro en Praga coincide con los reinados de Vladislao II de Bohemia y Hungría y Luis II de Hungría. Fernando I de Habsburgo enlazó con la tradición acuñando los ducados de oro e introduciendo de nuevo en el año 1539 la acuñación de la moneda de plata que perduró, a pesar de varios recesos, hasta el año 1856.
 
En el año 1927 se iniciaron trabajos en el proyecto de la nueva Casa de la Moneda de Praga. Sin embargo, el proyecto fue cancelado por lo que la moneda checoslovaca seguía acuñándose en la ciudad eslovaca de Kremnica. El gobierno protectoral durante la Segunda Guerra Mundial tampoco volvió a instaurar la Casa de la Moneda en Praga, además, una vez declarado el independiente país Eslovaco, la acuñación de la moneda protectoral se llevaba a cabo en la fábrica de muebles metálicos Vichr a spol. en la ciudad de Lysá nad Labem. Después de la disolución del país checoslovaco en el año 1993 no se encontró suficiente espacio como para construir una nueva Casa de la Moneda en la capital checa, por lo tanto, debido al estado de urgencia, la nueva Casa de la Moneda fue fundada a base de una fábrica con tradición bisutera en la ciudad de Jablonec nad Nisou.
 
Diferentes lugares, edificios y palacios cuya historia ha sido vinculada con la actividad de la Casa de la Moneda pueden encontrarse hoy en día por toda Praga.
 
La Casa de la Moneda de Praga más antigua habrá sido ubicada en el Castillo de Praga cerca de su 3er patio. No obstante, tampoco se puede descartar la posibilidad de que las primeras monedas hubieran sido acuñadas en los suburbios del castillo cerca de la Plaza da Malá Strana instalándose la Casa de la Moneda en el propio castillo más tarde. La actividad de esta Casa de la Moneda queda demostrada por las monedas con la leyenda que indica el lugar de acuñación con las palabras PRAGA CIVITAS (la ciudad de Praga).
 
La Casa de la Moneda se habrá mudado a Vyšehrad donde ejercía sus actividades por alguna temporada. De hecho, los denarios (la moneda de dicha época histórica) de la Casa de la Moneda de los Pøemyslidas aportaron con su leyenda las primeras alusiones escritas de la existencia de Vyšehrad.
 
De la misma Casa de la Moneda surgieron entre los años 992 y 1012 treinta y dos variantes tipológicas del denario checo. La mayoría de los denarios acuñados en Vyšehrad llevan en su anverso el nombre del monarca (habitualmente BOLEZSAV o BOLEZLAUS) al cual se pospone el título DVX. Las más veces está indicada la leyenda BOLEZSAV o BOLEZLAUS. En el reverso suele estar inscrito el lugar de acuñación, a saber, VAISGRAD, VSIGRAD o VITTEGDAD.
 
La Casa de la Moneda de Vyšehrad se caracterizó por utilizar inscripciones en lengua eslava en vez del latín como acostumbraba por aquel entonces.
 
Un extenso edificio en la esquina de la Calle Celetná y el Mercado Ovocný trh se encuentra en el lugar donde en el siglo XIV residía la Corte de la Reina de Bohemia que estaba situada en las inmediaciones de la Corte Real. Tras la muerte del rey Wenceslao de Luxemburgo, la residencia ubicada en el camino desde las ricas minas de plata de Kutná Hora fue comprada por la municipalidad de la Ciudad Vieja de Praga que la convirtió en la Casa de la Moneda: ésta había dejado de existir en el año 1434 y se volvió a recuperar en el año 1539.
 
El palacio de la Casa de la Moneda de Praga fue erguido en 1755 en el solar de tres casas medievales en la Calle Celetná por parte del Supremo Maestro Acuñador, el conde František Josef Pachta de Rájov, y según el proyecto realizado por A. Kuntz. En el año 1784 el emperador ordenó cerrar la Casa de la Moneda trasladándose el equipamiento a la Casa de la Aduana en la actual Calle de Jan Hus.
 
La recientemente fundada Casa de la Moneda de Praga Pražská mincovna a.s. constituida en el año 2011 y sita en la Casa Municipal se empeña en recuperar la antigua tradición de la acuñación de moneda en Praga.

 

 

 

 

 


 










Casa de la Moneda Praga -fabricante de la parte superior calidad de las monedas de metales preciosos.
 

Casa de la moneda | Contactos | Medallistas | Tienda Praga | Tienda Bratislava | Error en la página | Escríbanos
Prague-Mint.eu - Casa de la Moneda Checa para los coleccionistas de rarezas. Monedas y medallas de metales preciosos. © 2015 Praga Casa de la Moneda
 
Investment gold